Pierre Radisic / AML2/WINTER 2008-2009


Autor/autora: Pierre Radisic
Año: 2008-2009
Nacionalidad: Bélgica
Técnicas y medios: Impresión con tintas pigmentadas sobre papel baritado
Medidas:  100×150 cm


Página web: www.pierreradisic.com
Exposiciones:  
-¿Heroínas o Víctimas?Mujeres que conviven con el cáncer»Sala de Columnas de la Beneficencia, Logroño, España (2012)
Bibliografía: No hay datos
Webgrafía:
http://laleyendadecaillou.org/ebook/heroinas-o-victimas.pdf


Descripción: En 1999 comienza junto con su mujer un diario fotográfico de sus relaciones sexuales que termina por romper con su clasicismo y se adentra en el territorio autobiográfico, de la fantasía y la transformación. Pornscapes (1999-2005) es probablemente su obra más conocida. Este trabajo es una recopilación de algunas de las muchas imágenes fotográficas que Radisic tomó de él y su esposa mientras practicaban sexo. La cuidadosa selección de las imágenes y su relación con las que acompañan en cada políptico casi parecen en algunos casos relatar alguna historia paralela; en otros crea aberraciones corporales al más propio estilo de La Poupée de Hans Bellmer o recrean paisajes  fusionando sus cuerpos con las imágenes de los destinos de sus diferentes viajes en pareja.

Como irónica prolongación de este interés por lo autobiográfico y la sexualidad en blanco y negro, como un flashazo, el color llegó a las imágenes de Radisic como la noticia de la enfermedad de su mujer. Él continuó retratándola durante su estancia en el hospital durante el año 2007 a causa de una leucemia. El proyecto  AML 2 consta de imágenes fotográficas y cinegrafías donde su mujer, a pesar de la enfermedad, continúa protagonizando su obra como musa particular. Con humor y sexualidad, Radisic nos muestra cómo las estancias en el hospital no tienen por qué ser oscuras, tristes e impregnadas de muerte. El cuerpo desnudo afectado por la enfermedad de su mujer, sin cabello, rodeado de la aparatología médica, vías o camas de hospital, parece transmitir una escena propia de algún fetiche o travesura extraña más que el de una hospitalización. Podemos estar hablando de un juego sexual de transformación y disfraz; de descubrimiento de nuevos juguetes, espacios y posturas eróticas; o juegos de voyeurismo, de escondite, el lugar público… (Mar Gascó)